Inicio / Polideportivo / Simone Biles y sus 5 oros en Stuttgart la transforman en la mejor gimnasta del mundo

Simone Biles y sus 5 oros en Stuttgart la transforman en la mejor gimnasta del mundo

La estadounidense, de 22 años, enamora en cada presentación.

Simone Biles es una estrella del deporte mundial y la mejor gimnasta de todos los tiempos. Una atleta que llevó su deporte a un nuevo nivel y que volvió a hacer historia ayer en la última jornada del Mundial de Stuttgart. La estadounidense se consagró campeona en suelo y viga, sumó dos nuevos oros a su cosecha en ese torneo -terminó con cinco- y se transformó en la gimnasta -hombre o mujer- con más medallas mundiales de la historia, al superar las 23 del bielorruso Vitali Scherbo. Biles había igualado ese récord el sábado cuando se subió a lo más alto del podio en la final de salto para conseguir su tercera dorada del campeonato, después de las que había ganado en la prueba por equipos y en el all around individual. Y ayer se impuso en sus dos mejores aparatos y cerró una cosecha histórica. En viga terminó con 15.066 puntos por delante de las chinas Tingting Liu (14.333) y Shijia Li (14.300). Y en suelo, dominó con 15.133 y le sacó una ventaja importante a su compatriota Sunisa Lee (14.133) y a la rusa Angelina Melnikova (14.066).

Durante toda la semana, la gimnasia mundial no se cansó de hablar de la impresionante Simone. De su potencia, su talento y su capacidad para desafiar los límites y buscar constantemente la superación personal. Pero la norteamericana es mucho más que esa atleta que no deja de asombrar al mundo. Es también la personificación del “sueño americano” y un modelo a seguir. Y una joven que luchó para hacer realidad sus sueños y que, más allá del éxito y de esas piruetas con las que parece desafiar la gravedad, mantiene los pies en la tierra.

Es historia conocida que Biles tuvo una infancia difícil. Con un padre ausente y una madre con problemas de adicción, Simone y sus tres hermanos vivieron varios años en hogares para niños. Cuando tenía seis años, sus abuelos maternos Ron y Nellie la adoptaron junto a su hermana Adria. Ella nunca se olvidó de los difíciles momentos que vivió antes de la adopción, en los que, como contó hace unos meses en una columna publicada por la CNN, sentía que “me pasaban por alto o me ignoraban. Que nadie me conocía ni quería conocerme. Como si no contaran mis talentos ni mi voz”. Y no dudó en aprovechar su fama para ayudar.

A fines de 2016, por ejemplo, apenas unos meses después de su debut olímpico en Río de Janeiro en el que ganó cuatro oros y un bronce, asoció su nombre a Mattress Firm, una importante compañía de colchones de Estados Unidos para apoyar un programa de ayuda a orfanatos de todo el país. “Es importante para mí llamar la atención sobre las necesidades de los niños que viven en orfanatos. Sé lo que es entrar y salir del ‘sistema’ y no me alcanzan las palabras para explicar cuán agradecida estoy de que mis padres me hayan adoptado. Por eso estoy feliz de sumarme a este proyecto”, comentó.

Desde principios del año pasado, Biles es además embajadora de la University of the People – Universidad de la Gente-, una institución online sin fines de lucro, reconocida por el sistema educativo de Estados Unidos, que no cobra matrícula ni cuota (sí un derecho a examen) y apunta a brindar educación superior a jóvenes de todo el mundo que por diferentes razones no puedan estudiar una carrera.

Simone siempre soñó con tener un título universitario y aunque se había anotado en la Universidad de California, las exigencias de su vida deportiva la hicieron posponer ese proyecto. Hoy, mientras cursa la carrera de negocios en la UoPeople, es además el rostro de un fondo de becas de esa institución destinado sobre todo a chicos que, como ella, vivieron sus infancias en orfanatos o familias sustitutas.

“Nuestras circunstancias no deberían definirnos ni impedirnos lograr nuestros objetivos. Yo sé muy bien lo que es estar en desventaja. Los chicos que crecen en orfanatos a menudo no tienen la oportunidad de ir a una universidad. Pero todos merecen una oportunidad. Yo tuve la mía y quiero asegurarme de que otros también la tengan”, comentó en una entrevista con la CBS en febrero de 2018.

La estadounidense no solo tuvo que superar una infancia difícil. En enero del año pasado contó que fue una de las víctimas de abuso sexual de Larry Nassar, el ex médico del equipo estadounidense que fue condenado a más de 175 años de prisión por abusar de 250 niñas y mujeres durante casi 20 años. Y se transformó, tal vez sin quererlo, en una de las caras visibles de ese escándalo. Ella no dudó en levantar su voz para criticar el accionar del Comité Olímpico de Estados Unidos y de la Federación de Gimnasia de ese país en el marco de ese escándalo. Y hace unos meses contó detalles de su lucha contra la depresión en los últimos años.

“Hubo días en los que solo quería dormir y no tenía ganas de pisar un gimnasio. ¿Pero voy a dejar que todo lo que viví me quite mi amor por el deporte y evite que cumpla mis metas? No, es solo otro obstáculo que tengo que superar”, comentó en una nota con el diario británico The Guardian, con la esperanza de inspirar a otras personas que estén atravesando una situación similar a no bajar los brazos.

Biles aprovecha su popularidad y sus redes sociales para hacer escuchar sus mensajes. Tiene más de un millón de seguidores en Twitter y más de tres millones y medio en Instagram. A través de esas plataformas divulga sus ideas, sus pensamientos y cada nuevo proyecto con el que se involucra. Y comparte fotos de su vida cotidiana, siempre sonriendo, de sus entrenamientos y competencias.

“No me considero una súper estrella”, aseguró en la previa del Mundial. Sin embargo, lo es. Pero también es una sobreviviente. Una persona comprometida con sus causas que no se olvida de sus orígenes. Y una joven que, más allá de los duros momentos que le tocó vivir, disfruta de la vida con los pies sobre la tierra, mientras sigue asombrando al mundo y haciendo historia. Como hizo en Stuttgart.

Luciana Aranguiz/Clarín

Compruebe también

Luciana Aymar y su musa inspiradora: Diego Armando Maradona

Diego Armando Maradona fue el símbolo máximo del deporte argentino y la inspiración de casi …

Las Leonas vuelven a Cariló para continuar su preparación

Las leonas continúan poniéndose a punto para las competencias del año próximo, entre las que …

Dejanos tu comentario