Inicio / Automovilismo / Mark Blundell y el lado menos amable de Ayrton Senna

Mark Blundell y el lado menos amable de Ayrton Senna

El piloto inglés era el piloto de pruebas de McLaren cuando Senna era el número 1 de la escuadra.

Hay una innumerable cantidad de documentos que reflejan todos los aspectos del legendario Ayrton Senna, un piloto que hizo historia en la Fórmula 1 y que marcó una época. Siempre se lo destacó, más allá de su talento en las pistas y su competitividad, por su carisma y su solidaridad, sobre todo con los pobres en su Brasil natal. Aunque recientemente se ha revelado una faceta poco conocida de él.

El ex piloto británico Mark Blundell, quien participó en 63 Grandes Premios de la F1 entre 1991 y 1995, habló sobre Senna y sus actitudes puertas adentro en la categoría reina del automovilismo. Según reveló en un episodio ‘Beyond the Grid’, el podcast oficial de la Fórmula 1, el piloto brasileño era “increíblemente egoísta”.

Blundell era piloto de pruebas en McLaren en 1992, cuando Senna compartía alineación titular con Gerhard Berger. En aquellos años, Williams estaba a punto de tomar ventaja con el desarrollo de ayudas electrónicas, específicamente con la suspensión activa, y McLaren trabajaba en ese avance. El piloto británico recordó una anécdota con Ayrton Senna las pruebas de esta suspensión.

“Recuerdo una prueba en Imola. Estaba sentado en el auto con la suspensión activa y mi tiempo de vuelta fue un poco más rápido que el tiempo de Senna, quien rodó sin este aditamento. No podía creer que un piloto de pruebas fuera más rápido que él. Así que estudió los datos y analizó lo que estaba sucediendo allí”, relató Blundell.

A partir de ese momento, con un Ayrton Senna atónito por su rendimiento, Mark Blundell explicó como siguió la jornada: “Se suponía que debía ir al aeropuerto entonces y Josef Leberer, el fisio, me llevaría allí. Estábamos sentados en la junta y luego dije: ‘Bien, muchachos, tengo que ir al aeropuerto de Bolonia ahora. Josef, ¿me puedes llevar?’. Entonces, Senna levantó la cabeza y solo dijo: ‘No. Él se queda aquí’. Había todo tipo de personas en esa reunión, nadie dijo una palabra. Solo tartamudeé: ‘Pero, entonces cómo llego al aeropuerto. Josef debería llevarme, todo estaba planeado’. Senna levantó la vista nuevamente y dijo: ‘No, se queda aquí’.

“Fue un juego psicológico en el que me hacía comprender que solo era el piloto de pruebas, el sustituto. Y era increíblemente egoísta. Se aseguró de siempre obtener lo que necesitaba para tener éxito. Así fue como trabajaba, lo entendí más tarde. Siempre se las arregló para sacar el máximo provecho de las personas que lo rodeaban. Tenía el don de hablar sobre algo y presionar un sistema sin que la gente a su alrededor se diera cuenta de cuán grande era esta presión”, agregó el nacido en Londres, quien también compitió en la Champ Car World Series y luego fue comentarista de TV.

Blundell, que por entonces tenía 26 años, recordó también un episodio en un avión en el que Senna recibió de su asistente Beatrice una carpeta con recortes de prensa que no le gustaron demasiado. “Estos son comentarios negativos para mí. Y quiero entender quién dice algo así”, decía la leyenda de Brasil según el ex piloto de pruebas de McLaren.

Infobae/Deportes

Compruebe también

El STC2000 salió a pista y Matías Rossi marcó el mejor tiempo

  A bordo del Corolla, el piloto de Toyota Gazoo Racing, Matías Rossi fue la …

La tripulación de Pechito López largará en la pole de las 24 Hs. de Le Mans

  Por segundo año consecutivo, Kobayashi logró el mejor tiempo de partida de las 24 …

Dejanos tu comentario