Inicio / Teatro/Cultura / Concierto Desconcierto, para acercar al niño y al adulto a la música clásica

Concierto Desconcierto, para acercar al niño y al adulto a la música clásica

Desde hoy hasta el viernes estarán en el Bebop Club.

Es un concierto, a cargo de un quinteto de músicos “clásicos”. Pero está planteado en medio del desconcierto que provoca un clown que va tirando preguntas y situaciones disparatadas, que de algún modo guían la escena. Con la intención de acercar la música clásica al público infantil (y también al adulto) desde un lugar descontracturado, de disfrute y diversión, se propone Concierto desconcierto, que comienza hoy en Bebop Club (Moreno 364), y que sigue hasta el viernes, siempre a las 16.30.

Estela Gordín (flauta y saxo), Jorge Caldelari (violín), Carolina Folger (viola), Carlos Diener (violoncello) y Ulises Astolfi (teclado y sintetizador) son los experimentados músicos a cargo del concierto. José Luis Arias, el actor y clown que lo transforma en un desconciertoVivaldi, Mozart o Brahms, algunos de los compositores cuyas obras suenan en el espectáculo. Pero también transcurren «Rapsodia bohemia», la música de Los Simpson o el tema “Recuérdame”, que hizo famoso la película de Disney Coco. Y en el medio algún fragmento de ópera, con la célebre aria de la Reina de la Noche, de La flauta mágica.

Docente de música desde nivel inicial hasta conservatorio, Estela Gordín está al frente de la idea y desde un principio, cuenta, tuvo en claro que el contenido “didáctico” tenía que ser presentado de una manera lúdica. “Para los más chicos esta puede ser una primera experiencia de escucha con determinados repertorios y determinados instrumentos. Pero no podemos simplemente enunciar: esto es un violín, esto se toca así. Había que encontrar la manera de que eso aparezca, pero de otro modo”, explica.

Así surge la figura del clown que en la obra sólo pasaba por ahí, iba a limpiar la sala, y se encuentra con el ensayo de los músicos. Y que con total desparpajo puede preguntar si el violoncello es un charango con patas, o interrumpir el «silencio sublime» con su aspiradora. También aparece el títere como otro recurso artístico. La idea de quitar del lugar de «arte superior» o inalcanzable a la música clásica, también ronda la propuesta.

“A lo largo del espectáculo vamos recorriendo distintos temas relacionados: cómo forma una orquesta y el rol musical que asume cada instrumento, la idea del trabajo en equipo, el rol del director, cómo se marca una entrada, cómo se arma una obra desde su base armónica, los acuerdos para poder tocar ‘a tiempo’. No explicándolos, siempre jugándolos”, sigue contando Gordín. Con esos instrumentos «clásicos» (interpretados por músicos y músicas que forman en la Filarmónica del Colón y en la Sinfónica Nacional), más el piano y el sintetizador, aparecen también otros géneros: el rock, las músicas de series y películas.

Y así,mientras se va haciendo música, se va poniendo en escena también esa parte que no suele verse, la previa, la de la “cocina” de la música. “La idea es que el nene o la nena, desde unos 4 años en adelante, pero también el papá, la mamá, o los abuelos que lo acompañan, salgan y digan: qué buena música escuché, cómo me divertí. Y estuvo escuchando Brahms, Vivaldi, Mozart, y un aria de ópera”, cierra la creadora del Concierto desconcierto. Nada más, y nada menos.

Concierto desconcierto
Martes 30 de julio al viernes 2 de agosto a las 16.30.
Bebop Club, Moreno 364.
Entradas: $ 300. Hay promociones y descuentos. 

Karina Micheletto/Página 12

 

Compruebe también

La escritora caribeña Jamaica Kincaid estuvo en el Filba

Le enseñaron a leer para que dejara leer a los demás. Es así: la pequeña …

El cortometraje Cómo Hablar con Lorrie Moore se estrena hoy en el Filba

«La vida está llena de heroísmo”, lee el escritor Santiago Llach una frase de la …

Dejanos tu comentario