Inicio / Futbol / Arsenal derrotó a Sarmiento y vuelve a ser parte VIP del fútbol argentino

Arsenal derrotó a Sarmiento y vuelve a ser parte VIP del fútbol argentino

El equipo de Sarandí vuelve a la Superliga tras un año en la B Nacional.

Arsenal volvió a Primera División. Bastó un año en la B Nacional, ese lugar al que había vuelto tras 17 temporadas en la máxima categoría. Históricamente ligado a la familia Grondona, marcado como el equipo del poder, resulta incuestionable su campaña. Venció en el desempate a Sarmiento de Junín con un gol de Leandro Garate, de penal, y jugará en la próxima Superliga.

¿Cuánto tendrán que agradecerle a Sebastián Penco, el delantero de Sarmiento que protagonizó un yerro histórico? Sucedió a los 37 minutos del segundo tiempo, cuando el equipo de Junín arreciaba contra el arco de Arsenal en la desesperada búsqueda del empate. Sergio Quiroga, el mejor valor de los verdes, combinó con Nicolás Miracco, quien devolvió la pared. El juvenil chaqueño metió el centro atrás, manoteó Maximiliano Gagliardo y Rubén Zamponi rozó la pelota con la cabeza. Ese toque imperceptible le movió el balón a Penco, que definió por encima del travesaño a centímetros del arco. De no creer.

Seguro, esos cinco mil hinchas que coparon el estadio de Banfield le rendirán tributo a Sergio Rondina, que tomó el equipo en diciembre de 2017, cuando la permanencia era una quimera. Trabajó duro el Huevo y llegó a la última fecha mano a mano con Sarmiento. Ahora, celebró el campeonato de la B Nacional con emoción y sentido de pertenencia.

Intenso, con la pierna tensa, pero mate fuerte, alto, que dejó sin posibilidades a Vicentini.

Arsenal apostó al orden y el juego largo para su referencia de área, más el desequilibrio por los costados. Sarmiento no podía recuperar la pelota, no lastimaba. Hasta que la lesión de Leonardo Villalba derivó en el ingreso de Quiroga. Y a partir de ese cambio obligado, el conjunto de Junín empezó a dominar la situación. Fundamentalmente, por la gambeta y explosión del juvenil de la cantera verde que suele ser letal en los segundos tiempos.

Desde el buen juego de Quiroga, Sarmiento generó las chances más nítidas sobre el área de Arsenal. Un tiro de media distancia del pibe chaqueño que tapó Gagliardi dando un peligroso rebote hacia adelante, una jugada que inició Quiroga y terminó en un pase de Nicolás Orsini para su tocayo Miracco, de frente al arco, que acabó en el córner y dos cabezazos en el área que no se tradujeron en gol porque el número uno de Arsenal se encontró con el impacto de Yamil Garnier.

Quiroga, además, cayó en el área de Arsenal en un cuerpo a cuerpo con Fabio Pereyra. Sólo el volante de Sarmiento podrá explicar si el empujón del defensor fue lo suficientemente fuerte para provocar su caída. Pareció correcta la decisión de Pitana, quien dejó seguir.

El segundo tiempo fue íntegramente de Sarmiento. Con cambios ofensivos, acorraló a Arsenal. Tuvo tres situaciones frente al arco de Gagliardo. El arquero tapó dos. La tercera, la de Penco, todavía es para pellizcarse. Volvió Arsenal y no necesitó de Don Julio. Sólo de un equipo ordenado, práctica, que defendió la ventaja con uñas y dientes y hoy festeja su lugar preponderante.

                    Clarín/Deportes

Compruebe también

Boca anunció nuevo refuerzo y cierra el grupo con Caracas

El mediocampista Diego «Pulpo» González se convirtió este miércoles en el tercer refuerzo de Boca con miras a …

Racing ganó, pero no le alcanzó para ser primero en la zona

Racing necesitaba sacar un mejor resultado que Nacional de Uruguay este miércoles para terminar primero en su …

Dejanos tu comentario