Inicio / Tenis / Gustavo Fernández va por todo en 2020

Gustavo Fernández va por todo en 2020

Fernández ganó tres Grand Slams en la temporada que termina.

Los chicos tienen a su ídolo enfrente, del otro lado de la red. Lo observan con admiración. Y no es para menos. Muchos de ellos, por no decir todos, cumplen un sueño: jugar un rato con el número uno. El sol castiga sin piedad sobre el cemento pero Gustavo Fernández , el líder del ranking mundial de tenis adaptado, no tiene intenciones de abandonar la cancha. Pelotea con un chico, pelotea con otro, ensaya un partido de dobles con tres jóvenes más, responde preguntas del animador, escucha anécdotas, vuelve a jugar con otro chico; el tiempo pasa y el cordobés exhibe su felicidad, relajado y sin apuro.

“Cuando pasan estas cosas realmente las disfruto. No tengo mucho tiempo, siempre estoy afuera y enfocado en mi carrera, entonces estos momentos son especiales. No estoy acostumbrado a ver el cariño que me tienen los chicos. Me quedaría todo el día jugando con ellos”, detalla Gusti en diálogo con Página/12, tiempo después de haber brindado aquella clínica de tenis sobre una de las dos canchas rápidas que “flotan” en el espacio exterior del hotel Posta Natural, en Tandil, con las sierras de fondo.

Más de 400 personas tuvieron la oportunidad de compartir un momento con el jugador de 25 que viene de plasmar el mejor año de su carrera en el circuito. El cordobés de Río Tercero quedó a un paso de la temporada perfecta. La caída en semifinales del US Open ante el francés Stephane Houdet, sin embargo, no opaca un 2019 en el que conquistó el Abierto de Australia, levantó el trofeo de Roland Garros, cumplió su sueño en Wimbledon, recuperó la cima del mundo y se consagró tricampeón en los Juegos Parapanamericanos de Lima. En plena capital nacional del tenis, Gusti disfrutó de su gente, realizó un balance y contó que ya tiene la cabeza puesta en 2020, un año atravesado por los Juegos Olímpicos.

— Terminaste un año soñado, el mejor de tu carrera. ¿Es una catapulta para perseguir más logros?

— Sin duda. Concretar los objetivos es algo que sirve como un mimo para revalidar los logros. Más allá de haber progresado en mi carrera, que era el objetivo primordial del año, los resultados otorgan un sabor especial. La experiencia de este año fue espectacular, quizá faltó la frutilla del postre, pero ya me enfoco en la pretemporada para volver a tener un año igual o mejor.

— ¿Qué pensaste cuando ganaste Wimbledon, ese sueño tan importante?

— Sentí mucho orgullo porque realmente costó un montón. Wimbledon era algo impensado, un torneo por el que yo tenía que hacer muchas adaptaciones en mi juego para poder sentirme pleno. Costó mucho pero ya está, es mío, y estoy muy orgulloso.

— ¿Wimbledon es el torneo más complicado?

— No tengo dudas. Es muy incómodo y hay que trabajar para adaptarse. Todo es diferente, los movimientos, las pelotas, el estilo. Es otra cosa. Yo me formé en polvo de ladrillo y tengo cualidades para sacar más ventaja en esa superficie. Pero después me adapto: si logré jugar bien en Wimbledon puedo hacerlo en cualquier lado.

— ¿El US Open es el desafío para el año que viene?

— En realidad todos los torneos son un desafío. Porque yo voy a ir a Australia y voy a tener las mismas ganas de ganar de siempre. Obviamente sería muy significativo concretar el Grand Slam aunque no sea en el mismo año. Pero también está Tokio y me genera mucha ilusión. Deseo estar preparado para todo.

— ¿Tokio 2020 es una meta especial?

— Ni hablar que Tokio es un objetivo grande, pero en definitiva yo quiero ganar todo. De acá al final de mi carrera me encantaría ganar todos los torneos; la idea es prepararme, seguir creciendo y seguir evolucionando para concretar más logros a nivel personal. Tokio es muy importante y lo tengo en la mira, pero la mejor forma de encararlo es prepararse para estar listo en ese momento. Será una oportunidad.

— ¿Vas a cambiar tu rutina alimenticia? ¿Cuál es el objetivo?

— Quiero ser más meticuloso en ese aspecto y lograr un poco más de disciplina. Necesito encontrar fortaleza mental con respecto a la nutrición, ya que en otros rubros me resulta más fácil. Quiero hacer algo productivo para sentirme más fuerte, más potente, más fibroso. Busco estar al cien por cien de mis capacidades físicas; la alimentación y el descanso son dos aspectos clave para desarrollar en ese sentido.

— ¿Tiene que ver con la intención de extender tu carrera y pensar en el futuro?

— Exacto. Y también pretendo maximizar los años que vienen por delante. Si estoy bien físicamente, ayudado por un buen descanso y una buena alimentación, todo lo demás va a mejorar y voy a aprovechar mucho más el esfuerzo.

Pablo Amalfitano/Página 12

Compruebe también

Guido Pella perdió con Ugo Humbert y se marchó de Amberes

El tenista argentino Guido Pella perdió ante el francés Ugo Humbert 5-7, 6-4, 6-4, y …

Schwartzman se despidió de Amberes y denunció amenazas. Juega Pella

Diego Schwartzman fue eliminado en su debut en el Abierto de Amberes al caer por …

Dejanos tu comentario