Inicio / Basquet / Bahía Basket, en el Casanova, derrotó a San Lorenzo y lo dejó sin invicto

Bahía Basket, en el Casanova, derrotó a San Lorenzo y lo dejó sin invicto

El equipo bahiense jugó el partido ideal frente a su público.

 

La intensidad defensiva fue el denominador común de los primeros minutos del juego, por lo que a ambas ofensivas se les dificultó el armado de juego y la chance de tomar tiros certeros. Cuando los hubo, faltó efectividad. De hecho se necesitaron casi tres minutos para que se abriera el marcador, a partir de un tiro de media distancia de Francisco Filippa. Los locales provocaron el error de San Lorenzo y castigaron a partir de transiciones veloces definidas por Martín Fernández; así se adelantaron 6-3 tras seis minutos. En ese momento apareció Donald Sims en la visita, que dio vuelta el marcador con dos bombazos (9-6), pero el punto negativo de la ráfaga fue que Mathías Calfani se dobló el tobillo izquierdo y tuvo que retirarse (se sumó a la ausencia de Marcos Mata). El cierre del local tuvo dos destacados: Drew Martin se hizo fuerte defensivamente ante Ramón Clemente, mientras que Caio Pacheco sumó en el otro costado. Así Bahía se fue al primer descanso 15-14 arriba en el marcador, una diferencia que pudo haber sido mayor pero que recortó Penka Aguirre con un triple sobre el final.
Los triples mantuvieron con vida con vida al Ciclón en el primer cuarto (4/7) y por esa misma vía se pusieron al frente en las primeras posesiones del segundo: primero Sims y después Clemente pusieron el 20-15. Bahía perdió un poco de claridad para atacar y la brecha se abrió más a partir de un 2+1 de Joel Anthony y un alley oop entre Penka y Fjellerup. En ese momento, luego de tres minutos, el parcial era 14-0 para San Lorenzo para adelantarse 25-15, lo que obligó el tiempo muerto de Sepo Ginóbili. Tras la charla Bahía entró súper enchufado en el enfoque y la presión defensiva, con una gran tarea de Filippa. Eso obligó a San Lorenzo a forzar las posesiones y a perder pelotas que le permitieron correr la cancha a los locales y meter un parcial 8-3. El cierre del período encontró a Bahía con efectividad y el ánimo por los aires a partir de la continuidad en excelente trabajo defensivo. El nombre propio de los últimos minutos fue Martín Fernández, quien con 5 puntos en fila selló 35-34 el con el que terminó la primera mitad.
San Lorenzo inició el complemento con Aguirre, Sims y Tucker en el perímetro. Y los usufructuó de inmediato: ráfaga 6-0 en 1 minuto para volver a comandar (40-35). Pero Bahía Basaket no se fue del partido: dos triples (Levy y Martínez) y una conversión tras rebote ofensivo de Levy lo volvieron a manfar al frente (45-44) en el marco de un tercer cuarto entretenido y cambiante. Ambos equipos mantuvieron la intensidad, así como también permaneció inalterable la paridad. Cada vez que San Lorenzo amagó con escaparse en el tanteador, generalmente por intermedio de Sims o de Tucker, los locales respondieron aprovechando cada error del rival. A falta de 20 segundos, un robo en primera línea culminó en un volcadón de Drew Martin que hizo explotar el Casanova y puso a los bahienses a un punto del Ciclón (58-59). La reposición del equipo de Boedo fue una síntesis de su mal cierre: un error en la salida terminó en corte y conversión de Luzcando. Un par de libres del Penka establecieron el 61-60 luego de 30 minutos de acción.
Bahía Basket tuvo un arranque demoledor en el último período comandado por Caio Pacheco (parcial 10-4), Jaison Valdez y un gran trabajo colectivo atrás, en donde propusieron una defensa sumamente física que siguió incomodando a San Lorenzo. Los de Gonzalo García tenían la zona pintada vedada, pero seguían a tiro como consecuencia de la efectiva noche de Sims y de las apariciones del Penka. Una serie de decisiones polémicas le pusieron un poco más de picante a un cierre que fue electrizante. San Lorenzo, sin Calfani ni Mata, estuvo incómodo como pocas veces se lo vio en esta edición liguera. En cambio, la energía y confianza de los locales crecía con cada buena defensa, que muchas veces les permitía correr para sumar de contragolpe. Jamaal Levy y Caio Pacheco fueron líderes de un equipo que se puso 80-71 a falta de 2:30 minutos. A San Lorenzo nunca hay que darlo por muerto, pero las conversiones de Penka Aguirre no fueron acompañados por un buen juego colectivo y el invicto de San Lorenzo tuvo su fin en el Osvaldo Casanova: 82-78 para Bahía Basket.
                                   Juan Martín Orellano/basquetplus.com

Compruebe también

Gregg Popovich encara China 2019 con lo que le quedó

El 6 de abril de 2018 se conocieron los 35 jugadores estadounidenses que participarían del …

Básquet: Argentina arribó a Tokio para jugar un amistoso contra Japón

La selección argentina de baloncesto llegó a Japón y abrió una nueva etapa en su …

Dejanos tu comentario